Buscar este blog

viernes, 23 de diciembre de 2016

Rogue one

Nacionalidad, año: EEUU, 2016
Director: Gareth Edwards
Reparto: Felicity Jones, Diego Luna, Ben Mendehlson, Donnie Yen, Jian Weng, Alan Tudyk, Riz Ahmed, Forest Whitaker, Mads Mikkelsen

Sinopsis: El imperio ha terminado de construir la estrella de la muerte y un grupo de rebeldes intentará robar sus planos

No tenía ninguna expectativa de cara a “Rogue one”. Es decir, fuera de que es algo de Star Wars y que lo que forma parte de esa saga siempre atrae mi atención. Me conformaba con pasar un rato entretenido viendo una nueva faceta de la galaxia muy, muy lejana. Así que, en parte al menos, me ha sorprendido que la película me haya decepcionado y me haya gustado tan poco.

“Rogue one” es un subproducto de la saga, un intento de Disney de explotar la licencia que adquirieron hace pocos años además de con la nueva trilogía que forma parte de la saga principal, y de cuya primera entrega ya pudimos disfrutar hace un año (crítica aquí). ¿Es malo? No. El universo que creó George Lucas es muy amplio y variado, y seguro que pueden contarse muchas historias interesantes ambientadas en él alejadas de los Skywalker y de los Solo. Pero para mí, “Rogue one” no ha sido una de ellas. Dentro de las historias que se podrían contar dentro de este universo (y es algo que, aunque falta mucho para que podamos ver la película, también se extiende al otro spin-off que tenemos confirmado, el de la juventud de Han Solo, y quién sabe si al tercero que ya hay confirmado, del que aún no sabemos en qué se basará), en Disney han decidido jugar sobre seguro y realizar una precuela del episodio IV, el que inició toda la saga.

Sabiendo que no iba a jugar con la sorpresa ni con la imprevisibilidad, la historia acerca de los rebeldes que se encargaron de robar los planos de la estrella de la muerte para que esta fuera destruida (por primera vez) por Luke Skywalker podía haberse agarrado a otras cosas para resultar interesante. Y creo que no termina de hacerlo. La película busca desde el inicio buscarse su propia personalidad y distanciarse de la saga principal para ofrecer una mirada distinta, dentro del universo (prueba de ello es la ausencia de los clásicos créditos iniciales). Y en parte lo consigue: el tono y el espíritu habituales de Star Wars no tienen la presencia que en el resto de películas, algo que yo no veo que sea necesariamente malo si lo que buscas es hacer algo distinto. En cualquier caso, la película también se encarga de tener su dosis de fanservice, con SPOILER las escenas de Darth Vader, especialmente la última, el cameo de C3PO y R2D2, supongo que por cumplir con el hecho de que sean los únicos en aparecer en todas las pelis de la saga, o las digitales apariciones del gran Moff Tarking  y la princesa Leia. Ninguna de estas apariciones eran realmente necesarias para el desarrollo del argumento, pero son cosas que al fan le van a gustar FIN SPOILER

El equipo random
El problema es que no han conseguido que lo que está pasando en pantalla resulte interesante (Ya digo que no hablo de que sea previsible o no. Sabemos cómo va a terminar la misión) Y buena parte de la culpa de esto la tienen los personajes. Son planos, vacíos, fríos y sin carisma, del primero al último. No pasamos de tener la impresión inicial que nos llevamos de ellos en su primera aparición, apenas se desarrollan y son meros esquemas. Las interacciones entre ellos no muestran nada, y eso provoca que, al menos en mi caso, no nos importen. No me caen ni bien ni mal, simplemente me resultan indiferentes cual soldado imperial. Y eso ayuda a que por ejemplo, no te creas el desarrollo en sus relaciones y te dé igual lo que pueda pasarles (SPOILER Por ejemplo, el enamoramiento entre los dos protagonistas o ese “hermanita” que le dice con preocupación uno del grupo a Jyn antes de la batalla. ¿Cómo quieres que me crea esa preocupación si apenas habéis cruzado dos frases y no os conocéis? Y así con todo, haciendo que quede muy forzado. Con eso lo que consiguen es que cuando empiezan a morir uno detrás de otro solo sienta indeferencia FIN SPOILER)

Esto es algo que este verano le critiqué a la fallida “Escuadrón suicida”, y no porque sea Star Wars voy a dejar de hacerlo. Que por ejemplo Poe Dameron saliendo diez minutos en “El despertar de la fuerza” tenga más carisma e interés que todos los de “Rogue one” juntos tiene delito. Todo el apartado de personajes me deja frío y sin interés, y eso no ayuda precisamente a integrarte en lo que ves en pantalla. De las actuaciones no voy a hablar mucho porque el doblaje era bastante flojo y si ya de normal no ayuda, en este caso menos, pero tampoco creo que haya grandes interpretaciones ahí. El más decente creo que es Ben Mendehlson, porque Felicity Jones se limita a poner cara de palo en casi todas las escenas. Y la forma en la que han contado la trama a mi no me ha llamado la atención y me he aburrido en algún momento, algo que nunca pensé que me pasaría con esta saga.

Los planos de la estrella, ocultos en una versión galáctica de la Riviera Maya.
Normal que la destruyeran dos veces
“Rogue one” es subproducto, un complemento de la saga principal y está de relleno, y el problema es que ese hecho predomina durante toda la película, consiguiendo que no consiga formarse verdaderamente un carácter e identidad propios. Intenta ser seria y oscura y a la vez gustar al público con coñas y bromas que no funcionan (de hecho, me he reído más en ciertas situaciones que no están pensadas para eso que en las que sí, en plan comedia involuntaria). Al final, lo que queda es un producto flojo en casi todos los aspectos.

Sí, el apartado técnico es muy bueno (aunque la digitalización del personaje de Peter Cushing se me ha hecho rara todo el rato en que el personaje aparece), la intención es buena y tiene ratos en los que es bastante entretenida, pero no demasiados. Tal y como me la han contado, no me parece que la historia de estos rebeldes de para su propia película y que, además, se la merezcan. Nos queda así una cinta que es un complemento anecdótico que, pese a sus limitaciones, podía haber sido mejor y habérsele sacado más jugo. Pese a ello, salvo en ciertos momentos no me he aburrido, tiene sus buenos momentos y han tenido intención de ampliar los horizontes de la saga, pero sencillamente creo que no han acertado. Espero que de cara a los siguientes spin off se pongan las pilas y salgan películas más entretenidas.

Nota: 5

No hay comentarios:

Publicar un comentario